Entradas

TRASTORNOS COMUNES: CELULITIS

TRASTORNOS COMUNES: CELULITIS

TRASTORNOS COMUNES: CELULITIS

 

 

 

Lo que se conoce comúnmente como celulitis, o piel de naranja, suele implicar
retención de líquidos y congestión de los tejidos. Junto con el masaje, la dieta
y el ejercicio tienen también un papel muy importante. Masajea con cuidado,
pues estas zonas están a menudo muy sensibles. Repite a diario.

 

 

amasamiento de muslos y glúteos El ama-
samiento es bueno para aliviar la congestión,
pero ten cuidado porque la presión puede re-
sultar dolorosa. Trabaja sobre la zona del mus-
lo y el glúteo de tu compañera, presionando
los músculos con el pulgar y rodando hacia
atrás con el resto de los dedos. Las manos de-
ben trabajar de forma alterna y establecer un
movimiento rítmico. El uso de aceites esen-
ciales limpiadores puede resultar útil.

asd56a4d56a4da65d46

 


 

presión con la zona hipotenar sobre los
muslos Masajea a lo largo de los músculos
del muslo, apretando con la parte posterior
de las manos y trabajando hacia arriba, en di-
rección a la cadera. Aplica presión suficiente
como para que sea efectiva pero no dolorosa.
Trabaja por todo el muslo con las dos manos,
empleando maniobras largas y alternas, o uti-
liza las dos manos juntas para presionar con
más fuerza. Evita todo masaje sobre la cara in-
terna del muslo.

56as4d65a4d56asd4as6d54


 

presión con los nudillos sobre los glúteos
y las piernas Cierra el puño sin apretar y ma-
sajea las zonas congestionadas con los nudi-
llos. Esta maniobra puede ser muy eficaz, pero
ten cuidado cuando exista una falta de tono
muscular. Dibuja círculos y amasa localmente
para aumentar la circulación, pero siempre so-
bre zonas carnosas. Evita masajear directa-
mente sobre huesos y sobre la cara interna del
muslo.

as54d56a4d56a4d6a4d6as4d


percusión sobre los muslos Utiliza las ma-
nos, para efectuar una percusión cubital,
subiendo y bajando por el muslo para que
aumente la circulación. Debes mantener las mu-
ñecas sueltas y tocar con los meñiques. Los
movimientos tienen que ser precisos y ligeros
para conseguir el típico sonido de esta ma-
niobra. También puedes emplear otros tipos
de percusión, como el golpeteo y la percusión
cóncava, para estimular la circulación local.
Repite todos los movimientos en la otra pierna.

TRASTORNOS COMUNES: CELULITIS