Entradas

bebés prematuros - Bebés prematuros

Bebés prematuros

A menudo los bebés prematuros permanecen separados de su madre durante largos períodos de tiempo, dificultando mucho más el proceso de establecimiento de vínculos afectivos y emocionales. Por desgracia, no pueden disfrutar del tacto durante su estancia en la incubadora. Todo cuanto experimentan son procedimientos invasivos, tales como pinchazos en el talón, introducción de catéteres de alimentación y extracciones de muestras de sangre para su análisis, asociando el tacto a una infinidad de sensaciones negativas que luego deberás encargarte de contrarrestar. El masaje te ayudará a conseguirlo, ya que reorganiza la sensibilidad del niño y le proporciona un tacto no doloroso que lo reconforta psicológicamente. Evita siempre el masaje en las áreas que hayan sido sometidas a procedimientos invasivos. Por ejemplo, si presenta varias punciones en los talones, no trabajes los pies, y en el caso de que haya sido intervenido quirúrgicamente, consulta al pediatra la conveniencia de realizar el masaje. En cualquier caso, si da su consentimiento, deja intactas las áreas en proceso de curación. Los bebés prematuros suelen estar muy estresados, extremadamente nerviosos. La inmensa mayoría de los estudios realizados demuestran que el masaje puede contribuir a aliviar este trastorno. En realidad, se ha comprobado que ralentiza el pulso cardíaco, reduce la tensión arterial, mejora la digestión y la circulación, y fortalece el sistema inmunológico. Asimismo, estimula el sistema nervioso parasimpático, incrementando los niveles de concentración y el estado de alerta.