Entradas

masaje para que sirven - Establecer el entorno

Establecer el entorno

Necesitarás una camilla de masaje o suficiente espacio en el suelo, luces que puedan atenuarse, una habitación templada (el cuerpo se enfría con mucha rapidez), calma y tranquilidad, sin interrupciones, y a ser posible algo de música de fondo. Una fricción de cinco minutos en el hombro requiere menos espacio que un masaje de todo
el cuerpo y puede realizarse prácticamente en cualquier sitio, pero
de todas formas no está de más dedicarte un poco de atención.

Comienza por crear un entorno sedante que
os haga sentiros a ambos cómodos y relajados. Las velas y los aceites en un difusor pueden mejorar el ambiente para los amigos y familiares, pero para una persona menos cercana, una atmósfera limpia y despejada puede ser más adecuada.

Es importante dedicarle tiempo suficiente; asegúrate de que ambos contáis con mucho, tiempo no solo para el masaje sino también
para antes y después. Acordar una duración con anterioridad significa que podéis liberaros y aseguraros de que el tiempo del masaje es todo vuestro.

 

masaje-para-que-sirven

a5sd4a56ds4ad6sa6d4 - MASAJE CHINO: LOS BRAZOS Y LAS MANOS

MASAJE CHINO: LOS BRAZOS Y LAS MANOS

MASAJE CHINO: LOS BRAZOS Y LAS MANOS

 

Sitúate de forma que puedas masajear cómodamente los brazos en toda su
longitud. Ten en cuenta las direcciones de los meridianos, tanto por la parte
delantera como por la posterior de los brazos. El trabajo en las manos y los
dedos es importante para ayudar a liberar el exceso de chi.

 

1 rozamiento Frótate un poco de aceite so-
bre las manos y efectúa un rozamiento ha-
cia abajo por la cara interna del brazo de
tu compañero, siguiendo el meridiano
del pulmón desde el pecho y por encima del
hombro. Fricciona el brazo varias veces vol-
viendo por la parte posterior. Repite em-
pleando una presión mayor en el movi-
miento descendente.

5asd2a1d3a3d2a1d


2 balanceo Introduce las manos por deba-
jo del hombro y, mientras sostienes el brazo,
balancéalo descendiendo hasta la mano.
Tus dos manos deben permanecer en con-
tacto con el brazo de tu compañero du-
rante todo el movimiento. Esto ayuda a re-
lajar los músculos del brazo y la articulación
del hombro. Repite el movimiento varias
veces, y a continuación aprieta con firme-
za bajando hasta la mano.

a51das1da231da23d13a


 

3 presión con el pulgar Sujeta el brazo con
una mano. MC 6 está situado entre los
tendones, dos dedos y medio por encima
de la muñeca. Coloca el pulgar en este
punto y presiona suavemente con la yema.
Continúa presionando hasta que tu com-
pañero sienta la conexión. Manten duran-
te unos momentos y afloja lentamente.
Esta maniobra es muy buena para regular
la circulación.

asd123a1d3a1d3a1d


4 presión con el pulgar Pasa tu pulgar al
lado del meñique de la muñeca. En la línea
que parte de la cara interna del dedo en-
contrarás una depresión justo al lado del
hueso. Ahí se localiza C 7. Coloca el pulgar
sobre el punto y presiona con la punta del
dedo con cuidado, cerca del hueso. Conti-
núa con la presión hasta que te conectes
con el punto, y a continuación afloja sin
brusquedad.

asd1s2a3d1a23d1a31d


 

5 balanceo Sujeta la mano de tu compañe-
ro por el meñique y el pulgar, levanta lige-
ramente el antebrazo y balancéalo suave-
mente de un lado a otro para relajar tanto
la muñeca como las articulaciones de los
dedos. Baja el brazo, deja que tu compa-
ñero se relaje y vuelve a hacerlo. Esta vez la
mano debe estar mucho más suelta.

as231d23a1d23a1d3as1d3


 

6 presión con el pulgar Coloca tu pulgar
entre el índice y el pulgar de la mano de tu
compañero, sosteniéndola por debajo. Lo-
caliza la suave depresión y presiona suave-
mente en IG 4 con la punta de tu pulgar.
Aumenta lentamente la presión porque
este punto puede resultar sensible. Es muy
bueno para la digestión y contra los dolo-
res de cabeza.

PRECAUCIÓN No utilices el punto IG 4 durante el embarazo.

asd1a3d21a23d1a32d3asd


 

7 presión con el pulgar Dale la vuelta a la
mano y localiza P 10. situado en el centro
de la parte carnosa del pulgar. Presiona con
la punta de tu pulgar en diagonal hacia el
hueso. En este punto puedes aplicar bas-
tante presión. Manten durante unos mo-
mentos y afloja.

1asd23a2da2d23as2d1


8 apretar Sujeta la mano y aprieta y retuer-
ce cada uno de los dedos en toda su lon-
gitud. Utiliza el pulgar, el índice y el cora-
zón para obtener un buen agarre. Esto
relaja las articulaciones, estimula los meri-
dianos y puntos de la mano, y libera el chi
del cuerpo. A continuación repite todos los
movimientos en el otro brazo.

MASAJE CHINO: LOS BRAZOS Y LAS MANOS

 

VOLVER: MASAJE CHINO

asd6+a5d6+sa5d+a5d+5 - TRASTORNOS COMUNES: PIES DOLORIDOS

TRASTORNOS COMUNES: PIES DOLORIDOS

TRASTORNOS COMUNES: PIES DOLORIDOS

 

 

Los pies tienen que trabajar duro para soportar nuestro peso. Si estás todo el día
de pie o llevas zapatos de tacón alto, puede que realmente te duelan. Un buen
masaje al final del día, con una crema mentolada para pies, puede ayudar, y es
un precioso obsequio para tu compañero. La presión firme evita las cosquillas.

 

 

círculos sobre las plantas de los pies Pide a
tu compañero que levante las piernas y, con
los pulgares, dibuja círculos sobre las plantas
de los pies. Traza círculos, amasa y presiona
por todo el pie con las yemas de los pulgares.
Evita presionar sobre el puente, pues puede
resultar desagradable, pero por lo demás ma-
sajea a fondo hasta que los pies estén más
suaves.

5ASD4SA6D4A65D4A6D4


apretar los pies Coloca las manos a ambos
lados del pie y aprieta. A continuación tira de
uno de los lados hacia arriba mientras empu-
jas el otro hacia abajo. Cambia de dirección
varias veces para estimular la circulación y po-
ner el pie en movimiento. Esto reduce la rigi-
dez y contrarresta los efectos de estar de pie
durante horas.

5as4d56a4d56a4da56d4


 

presión con los pulgares sobre los pies Ro-
dea el pie con las manos, de forma que los
pulgares queden arriba. Colócalos juntos en
sentido longitudinal y deslízalos hacia fuera.
Aplica resistencia con los dedos de debajo.
Repite el movimiento en varias líneas, apre-
tando los pies de tu compañero para relajar
los músculos.

TRASTORNOS COMUNES: PIES DOLORIDOS


 

círculos sobre los tobillos Traza círculos so-
bre la articulación del tobillo, con las puntas
de los dedos, para estimular la circulación y
restaurar el movimiento. Los más agradables
son los círculos grandes y amplios; después
puedes presionar y dibujar los círculos más
cerca de la articulación. Estimula el movi-
miento pasivo del tobillo mientras masajeas
para ayudar a eliminar la rigidez. Repite todos
los movimientos en el otro lado.

 

a56s4ds56a4d56ad654

 

asd456sa4da564d56asd4 - MASAJE HOLISTICO: LA CARA

MASAJE HOLISTICO: LA CARA

MASAJE HOLISTICO: LA CARA

 

El masaje de cara es algo maravilloso. La piel del rostro es delicada, por lo que debes mantener las manos estables, los movimientos deben ser precisos y las maniobras, suaves, especialmente alrededor de los ojos. La presión puede ser más firme  cuando estés trabajando con un hombre, sobre todo alrededor de la mandíbula.

 

 

1 rozamiento Frótate una pequeña cantidad de aceite entre los dedos. Extiéndelo ligeramente sobre la piel de tu compañero aplicando tres barridos hacia fuera sobre la cara, cubriendo la frente, las mejillas y la barbilla. Levanta las manos para evitar los ojos y aplica sólo el aceite suficiente para que tus dedos se deslicen.

 

56asd4sa56d4as6d4


2 presión con los pulgares Coloca los pulgares juntos en toda su longitud sobre la mitad de la frente. Lentamente llévalos  hacia fuera, a las sienes, con un movimiento de barrido. Repite dibujando tres líneas hasta que hayas cubierto toda la zona. La última pasada debe realizarse justo por encima de las cejas. Es un buen movimiento para relajarse tanto mental como físicamente.

asd4sa56ds4a56d4a65d


 

3 presión con los pulgares Coloca las puntas de los pulgares sobre las cejas, justo al lado del puente de la nariz. Muévelas  hacia fuera, siguiendo la línea de las cejas, hasta las sienes, y levántalas. Puedes ejercer una cantidad considerable de presión. El contacto debe realizarse con los lados de los pulgares. Repite varias veces para relajar el entrecejo y los ojos.

8asdsa56d4as6d4a6d4


 

4 presión con dedo y pulgar Coloca las puntas de los índices justo por debajo de las cejas, sobre el arco óseo de las cuencas de los ojos. Con las dos manos al mismo tiempo, presiona ligeramente a intervalos regulares hacia la comisura exterior de los ojos. Para trabajar por el arco inferior debes utilizar los pulgares, repitiendo los pequeños movimientos a lo largo de las cuencas de vuelta hacia el puente de la nariz.

assd4s5a6d46asd46asd4


 

5 rodado con los pulgares Coloca los dos pulgares justo debajo del puente de la nariz de tu compañero y aplica unos movimientos pequeños, suaves y rodados hasta la punta. Trabaja con los pulgares ligeramente inclinados y manten el resto de los dedos levantados, de forma que no toquen la nariz y, sobre todo, que no den en los ojos. Utiliza las maniobras de forma alterna para llevar las manos a la posición correcta para masajear las mejillas.

 

89asd7sa89d7as98dasd


6 presión con la zona hipotenar Coloca ambas manos ligeramente en diagonal sobre la cara, con la zona hipotenar a ambos lados de la nariz. Cuando estés en posición correcta, establece el contacto y barre sobre los pómulos. Es muy agradable sentir presión sobre las mejillas, pero ve reduciéndola gradualmente al llegar a las orejas. Repite varias veces, asegurándote de que tienes suficiente aceite como para no estirar la piel.

asd456sa4da564d56asd4


 

7 presión con la zona hipotenar Repite el movimiento anterior, empezando en la barbilla y recorriendo la mandíbula inferior. Mantén las manos amoldadas a la formade la mandíbula y muévelas hacia arriba, en dirección a las orejas. Levanta las manos con suavidad al final de la maniobra y repite varias veces. También puedes utilizar los dedos y las palmas de las manos.

MASAJE HOLISTICO: LA CARA


 

8 sentir la energía Coloca las dos manos ligeramente por encima de la cara de tu compañero, con las palmas cubriendo más o menos los ojos. Descansa y calma tu mente. Centra tu atención en tus manos y en todas las sensaciones que percibas, sin cambiar la posición. Luego concéntrate en el rostro de tu compañero y observa nuevamente las sensaciones que te lleguen. Levanta las manos con suavidad para completar la secuencia.

 

56as4d56as4das56d46

as5dad65sa4d56a4da6d54 - MASAJE HOLISTICO: EL ABDOMEN

MASAJE HOLISTICO: EL ABDOMEN

MASAJE HOLISTICO: EL ABDOMEN

 

El masaje del abdomen es importante porque beneficia a los órganos internos
y ayuda al cuerpo a relajarse. Esta zona puede estar emocionalmente cargada
y sensible, por lo que debes adaptar los movimientos a las necesidades de tu
compañero y ser suave durante la menstruación. Evítalo durante el embarazo.

 

1 rozamiento Sitúate en una ligera diagonal con respecto a tu compañero. Frótate un poco de aceite entre los dedos, calentándolo antes del primer contacto. Coloca las manos planas sobre el abdomen y traza círculos alrededor del ombligo en la dirección de las agujas del reloj. La presión debe ser bastante suave porque esta zona es particularmente sensible. El  objetivo de este movimiento es extender el aceite.

asd5a6d5a+d5a6+d5a6d5+a65d


 

2 círculos En esta posición, ahora se aplica un poco más de presión para relajar el abdomen. Una mano debe seguir a la otra para que los círculos formen una serie de movimientos fluidos. Trabaja en la dirección de las agujas del reloj alrededor del ombligo. Manten el contacto con toda la mano, con una presión relajada y uniforme, para provocar una sensación de seguridad y tranquilidad Los movimientos siguen siendo lentos.

5asd4a56d4a56d4a56d4


 

3 círculos Sigue dibujando círculos hasta llegar al punto en que se cruzan las manos. Levanta la primera, crúzala sobre la otra y vuelve a bajarla justo debajo de ella para continuar la maniobra. La segunda mano debe mantener el contacto. De esa forma los círculos son continuados y los pases resultan suaves y uniformes.

56asd456ad45a6d456ad4


4 círculos Continúa trazando círculos amplios y lentos con una mano para mantener el abdomen relajado, y a continuación introduce otros círculos pequeños con las puntas de los dedos junto con los primeros. Los círculos deben deslizarse sobre la piel sin profundizar, y la segunda mano debe seguir a la primera manteniendo los movimientos largos, lentos y relajantes. Trabaja una vez dando una vuelta completa al ombligo.

as5dsa6d4a65d4a65d4a65d4


 

5 presión con las palmas Puedes incorporar este movimiento a los círculos. Cuando tus manos alcancen la caja torácica de tu compañero, coloca una mano plana sobre un lado del cuerpo justo debajo de las costillas. Presiona hacia abajo lenta y uniformemente, y luego afloja la presión. Continúa el círculo en el otro lado del cuerpo y repite debajo de las costillas. Ten muy en cuenta el grado de comodidad de tu compañero; es preferible ejercer muy poca presión a ejercer una presión excesiva.

56as4d56a4d56sa4d6as54d


6 círculos Utilizando sólo los dedos, dibuja círculos suaves sobre el plexo solar (el hueco del estómago). Esta zona puede estar muy tensa, pero es también extremadamente sensible. Traza los circuios con los dedos planos en el sentido de las agujas del reloj, teniendo los de la otra mano encima para dirigir los movimientos en caso necesario. Concéntrate en crear una sensación de relajación, irradiando calor de tus manos.

a5s4d6a4d56ad4as56d4as5d4


 

7 fricciones alternas Coloca las manos sobre las caderas, una a cada lado del cuerpo. Lentamente llévalas una hacia la otra por encima del abdomen para hacerlas llegar di lado opuesto. Debes centrarte en deslizar y amoldar las manos a las caderas ejerciendo poca presión sobre el abdomen. Aplica más aceite si fuera necesario.

as5dad65sa4d56a4da6d54


 

8 sentir la energía Para cerrar la secuencia, descansa las dos manos planas sobre el abdomen, a ambos lados del ombligo. Respira con calma y centra tu atención primero en las manos y luego en la respiración de tu compañero, que debe haberse hecho más profunda y relajada. Manten las manos quietas unos momentos. Esto producirá una sensación tranquilizadora y relajante.

MASAJE HOLISTICO: EL ABDOMEN

SNC - El sistema nervioso

El sistema nervioso

El sistema nervioso es nuestro sistema de comunicaciones, tanto en el interior del cuerpo como con lo que nos rodea en el exterior. Esencialmente constituye nuestro medio de interacción con el mundo exterior a través de estímulos que determinan nuestra acción más adecuada.

Los nervios espinales son los que dan servicio al
cuerpo, mientras que los de la cabeza se conocen como nervios craneales. Los estímulos recorren el cuerpo por los receptores sensoriales de la piel, los tejidos blandos y los
músculos. La información se transporta a lo largo de los canales sensoriales y hasta el cerebro por la medula espinal, mientras que los impulsos del cerebro viajan de vuelta por los
nervios motores, lo que nos permite emprender la acción adecuada.
El sistema nervioso autónomo constituye un sistema completo en sí mismo. Está relacionado con los procesos internos del cuerpo y se subdivide en dos ramas el sistema nervioso simpático, responsable de acelerar las respuestas y de aumentar el ritmo cariaco y la respiración, y el sistema nervioso parasimpatico.,que ralentiza el cuerpo para que puedan llevarse a cabo los procesos reparadores como la digestión y el descanso.  El cuerpo esta constantemente trabajando para mantener un equilibrio saludable entre ambos sistemas.

El masaje y el sistema nervioso

El masaje estimula el sistema nervioso central a través de los nervios periféricos de la piel. Esto, a su vez, estimula el sistema nervioso autónomo. Cuando se produce una sobreestimulación de un sistema concreto, los afectos terapéuticos del masaje ayudan a recuperar el equilibrio interno, lo que permite al cuerpo descansar y que tengan lugar los procesos regenerativos.

SNC

colicomasaje - Alivio del cólico con el masaje

Alivio del cólico con el masaje

Para desesperación de muchos nuevos padres, los médicos no conocen las causas del cólico, que se I caracteriza por un llanto excesivo, irritabilidad extrema, sensibilidad acentuada e insomnio. En medicina se define el cólico como un llanto inconsolable que se produce durante los tres primeros meses de vida del bebé y que dura, por lo menos, tres horas al día, tres días por semana, y que continúa duran- te tres semanas. Aunque por término medio la mayoría de pequeñines lloran 1-3 horas intercaladas al día, los que sufren cólicos lo hacen de una forma muchísimo más acusada, a menudo gritando, levantan- do las piernas y expulsando gases. Según la Academia Americana de Pediatría, aproximadamente uno de cada cinco niños desarrolla un cólico, casi siempre entre las 2 y 4 semanas, prolongándose hasta el tercer, cuarto o quinto mes. En palabras de un médico, «sabes que tu hijo tiene un cólico cuando sientes la irre- sistible urgencia de acondicionarle su propio apartamento». El cólico es difícil de solucionar, ya que casi todo puede desencadenar el llanto del niño. Aunque la causa exacta sigue siendo un misterio, entre las posibles figuran la inmadurez del sistema gastrointesti- nal, la inmadurez del sistema nervioso central y el temperamento del bebé. A medida que el sistema ner- vioso completa su desarrollo alrededor de los 3-6 meses, tu hijo debería tranquilizarse. El masaje en el vientre puede reducir significativamente el tiempo de llanto del niño. Esta técnica de «alivio de cólicos» puede ayudar al organismo a funcionar mejor. La respuesta puede tardar varios días, pero ten paciencia, continúa con el masaje regular y ambos os veréis recompensados.

colicomasaje

MASAJE INDIO DE CABEZA

MASAJE INDIO DE CABEZA

MASAJE INDIO DE CABEZA

 

El masaje indio de cabeza es un tratamiento energético
de la parte superior del cuerpo. Se utilizan técnicas
estimulantes y debe realizarse con sensibilidad sobre el
cuello y la cabeza. El masaje relaja los músculos mediante
na serie de rápidos movimientos de percusión y termina
estimulando el cuero cabelludo. Se pueden utilizar aceites
nutritivos en el pelo. El masajista debe mantener una
postura equilibrada y concentrarse en tener la columna
recta. El intercambio de energía entre ambos participantes
es un ingrediente vital de esta forma de masaje.

 

 

 

Lista de contenidos:

 

  1. Principios

 

  2. Puntos marma

 

  3. Aplicación

 

  4. Parte superior de la espalda

 

  5. Los brazos

 

  6. El cuello

 

  7. La Cabeza

 

  8. La cara

 

  9. El pelo y el cuero cabelludo

 

10. Solución rápida con masaje indio

 

11. Automasaje

 

 

MASAJE INDIO DE CABEZA

bebedormir - Otros pases relajación

Otros pases relajación

‘Indos estos sencillo» movimientos durante el masaje pueden aliviar el eolio, y se pueden realizar
cualquier momento, tanto si el bebé está vestido como desnudo. Repítelos cuatro veces.
1. Con el bebé frente a ti, sujeta sus tobillos, flexiona las rodillas y acércalas al vientre. Luego estíralas de nuevo. Cuando estén sobre el vientre, balancéalas suavemente a un lado y al otro para que el niño relaje las rodillas, y al estirar las piernas, balancea un poco las caderas.
2. A continuación flexiona y estira cada pierna, como si montara en bicicleta. Hazlo lentamente, procurando que la pierna se estire por completo. A los bebés les suele gustar este movimiento.
3. Cruza las piernas a la altura del vientre y presiónalas delicadamente sobre el mismo. Lo ayudarás a expulsar gases. Manten esta posición durante unos segundos y luego estíralas. Invierte la posición de las piernas en el cruce y repite la secuencia.

bebedormir

56asd4as56d4sa564ds56a4d - MASAJE HOLISTICO: PIERNAS E PIES POSTERIORES PARTE UNO

MASAJE HOLISTICO: PIERNAS E PIES POSTERIORES PARTE UNO

MASAJE HOLISTICO: PIERNAS E PIES POSTERIORES

 

Sitúate en un lugar desde el que puedas masajear toda la longitud de las piernas y completa cada secuencia en un lado del cuerpo antes de empezar en el otro. Intenta utilizar una presión similar en ambos lados. Es una gran oportunidad de trabajar sobre las articulaciones después de haber relajado los músculos.

 

 


 

1 rozamiento Sitúate junto a los pies de tu compañero. Vierte un poco de aceite en tus manos y colócalas juntas justo por encima del tobillo. Deslízalas sobre la pantorrilla sin separarlas, reduciendo la presión en la rodilla y continuando el movimiento hasta la cadera. Sepáralas en la parte superior del muslo y regresa de forma más suave descendiendo por el lado exterior de la pierna hasta el tobillo.

5a4sd56a4d56as46d4a6d


 

2 vaciado venoso Rodea la pierna con las manos justo por debajo de la pantorrilla. Forma una «V» con los pulgares y el resto de los dedos y agarra suavemente con estos últimos. Asciende apretando por la pantorrilla hasta la rodilla, donde deberás aflojar la presión, y termina el movimiento. Repite pero no masajees sobre posibles venas varicosas.

asd456d4a56d4as65d4


 

3 presión con la zona hipotenar Continúa el movimiento de vaciado venoso subiendo por el muslo y luego utiliza la zona hipotenar para ejercer una mayor presión. Estos músculos tienden a estar bastante tonificados, por lo que puedes utilizar sin peligro el peso de tu cuerpo. Evita la cara interior del muslo. Manten las manos en ángulo para que no exista contacto con los
dedos ni las palmas.

as54d56sa4d56a4da65d4


 

4 presión de los dedos Utiliza las yemas de los dedos para presionar alrededor de la articulación de la cadera. Cuando la hayas localizado, presiona rodeándola con los dedos corazón y anular, aplicando una presión uniforme hacia dentro y volviendo a soltarla también de manera uniforme. Consulta con tu compañero porque esa zona puede ser muy sensible, pero la relajación muscular resulta muy agradable.

MASAJE HOLISTICO: PIERNAS E PIES POSTERIORES


 

5 amasamiento Ajusta tu posición hasta quedar de frente a tu compañero. Coloca las manos sobre los músculos del muslo y amasa, presionando hacia dentro con un pulgar y rodando los dedos hacia ti. Con este último movimiento, comienza la maniobra con la otra mano. Amasa los músculos para relajarlos, evitando ejercer presión sobre la cara interna del muslo y la rodilla.

56as4das564d6as54d6as5d4


 

6 fricciones alternas Coloca las manos a un lado de la pierna, justo por debajo de la rodilla Fricciona sobre la pierna con las dos manos, deslizando una de ellas hacia ti y la otra en dirección contraria Continúa con rapidez y ligereza hacia el tobillo, manteniendo el contacto con toda la mano. Asegúrate de que deslizas las manos en lugar de estirar la piel, y aplica más aceite en caso necesario.

56asd4as56d4sa564ds56a4d


 

7 rotación Dobla la pierna hacia atrás y sujétala por el tobillo con una mano mientras agarras con la otra la planta del pie. Tus dedos deben estar sobre la almohadilla del pie con la palma firme sobre la planta. Comienza a rotar el tobillo lentamente, recorriendó toda su amplitud de movimiento. Repite en dirección contraria; a continuación, baja lentamente la pierna.

as6d4as56d4a65d4sa6d4


 

8 tracción Coloca una mano debajo del tobillo y la otra justo por encima del talón. Levanta la pierna ligeramente con la mano inferior y tira suavemente de ella hacia ti. Puedes notar el efecto del movimiento en la cadera. Tu compañero debe relajar la pierna sin intentar estirarla ni ayudar. Suelta con suavidad y acaricia el pie.

5a6sd456a4das56d46as5d4

CONTINUACCION: MASAJE HOLISTICO: PIERNAS E PIES POSTERIORES PARTE DOS